Estas aqui
Inicio > Recursos > Devocionales > Deléitate

Deléitate

Deléitate asimismo en Jehová,Y él te concederá las peticiones de tu corazón. Salmos 37:4
Deleitarse es disfrutar algo a plenitud, es gozarse en algo, con algo o con alguien, de manera que se quiere volver a experimentar.
La presencia de Dios debe ser el mayor deleite de nuestra vida, sin embargo ese deleite se ve afectado en la mayoría de los casos por nuestras peticiones.
Cuantas veces podrías contar en que has entrado a la presencia de Dios y no le has pedido nada?
Deleitarse en Dios tiene que ver con guardar silencio y escucharle en intimidad. Deleitarse en Dios es como cuando te comes un postre, es tan sabroso que ni siquiera hablas porque lo estas saboreando y ni siquiera quieres que se te termine.
Deléitate  a solas con él. Deléitate sirviéndole. Deléitate cuando eres formado (a).
Vive y disfruta el momento con él y en las cosas de él.
Dos cosas no pueden suceder al mismo tiempo: deleitarse y estar preocupado. Deleitarse es desentenderse de todo lo de alrededor; en el momento en que nos despreocupemos por nosotros y le demos prioridad a Dios, él atenderá nuestras peticiones.
Bendiciones
Michael

Leave a Reply

Top
Close