Estas aqui
Inicio > Recursos > Devocionales > Este Seguro

Este Seguro

Te amo, oh Jehová, fortaleza mía.Jehová, roca mía y castillo mío, y mi libertador; Dios mío, fortaleza mía, en él confiaré; mi escudo y la fuerza de mi salvación, mi alto refugio. Salmo 18:1-2
Dios puede fortalecernos hasta el punto que podamos progresar aún durante la prueba.El salmista dijo de Dios: Quien hace mis pies como de ciervas, pues me ceñiste de fuerzas para la pelea (Salmo 18:33, 39; énfasis mío)
Las pruebas y las aflicciones no vienen para causarnos inestabilidad.Son oportunidades para probar la fortaleza de Dios. No tenemos que vacilar en nuestra confianza.Nada nos detendrá de progresar hoy porque Dios es nuestra fortaleza.
Escrito por Joyce Meyer

Leave a Reply

Top
Close