Estas aqui
Inicio > Recursos > Devocionales > Paz Perfecta

Paz Perfecta

Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, cuidará sus corazones y sus pensamientos en Cristo Jesús. Filipenses 4:7
La oración de fe da la bienvenida a la paz de Dios. No es una paz arbitraria, nebulosa ni terrenal, sino su paz divina. Importada desde el cielo.
La misma tranquilidad que caracteriza su trono es la que Dios te ofrece.
¿Crees acaso que el lucha con la ansiedad?
¿Supones que se retuerce los dedos o manda a los ángeles que le traigan tabletas de antiácido?
Por supuesto que no. Un problema no es mayor dificultad para Dios que una rama para un elefante. Lo maravilloso es que el te ofrece su paz. Una paz que cuidará sus corazones y sus pensamientos en Cristo Jesús. Pablo emplea aquí una metáfora militar. Los filipenses vivían en un fortín romano y estaban acostumbrados a la presencia de centinelas que montaban guardia todo el tiempo. Antes de que cualquier enemigo pudiera entrar, tenían que pasar primero ante los guardias.
Dios te hace el mismo ofrecimiento. Su paz sobrenatural te roda y te cubra por completo como un domo o una cópula que protege tu corazón.
Escrito por Max Lucado

Leave a Reply

Top
Close