Estas aqui
Inicio > Recursos > Ideas para Padres > Consecuencias de la ausencia de un padre, como superarlo?

Consecuencias de la ausencia de un padre, como superarlo?

000706201-ninoFalta de identidad

La ausencia de un padre amoroso hace que la sociedad se vuelva violenta.

La paternidad ausente es un serio problema global. Estudios científicos realizados han comprobado que es el principal problema social de la nación y la causa de muchos problemas sociales, empezando por la alta incidencia criminal.

Países como Canadá, Gran Bretaña, Colombia, Chile, España y otros han tenido a sus agencias de gobierno y a profesionales de la conducta dedicados a este tema durante años. La ausencia paterna cuesta a los Estados Unidos miles de millones de dólares, directa e indirectamente, en ayudas para las madres solteras y sus hijos, y en los sistemas judicial, administrativo y educativo debido a las consecuencias de la falta de padre. Uno de cada tres niños hispanos se cría sin su padre biológico.

Nos hemos acostumbrado al término “figura paterna” como suficiente remplazo del padre biológico. Las madres que se ven obligadas a criar solas hacen una labor encomiable, y las llaman “madre y padre” de sus hijos. La realidad es que el padre biológico es insustituible en el desarrollo de un niño y tener ese vacío trae consecuencias destructoras, unas de alcance social y otras a nivel individual y familiar.

Se ha encontrado que los hijos criados sin su padre biológico componen las siguientes estadísticas.

• 85% de los desórdenes de conducta
• 90% de los que escapan del hogar
• 75% de los pacientes en centro de abuso de sustancias
• 80% de los violadores sexuales
• 70% de los confinados en instituciones juveniles
• 85% de los confinados en las cárceles
• 92% de las mujeres que se divorcian
• 71% de los desertores escolares
• 63% de los suicidas
• 64% de las jóvenes que están más propensas a embarazarse sin casarse
• 53% de las jóvenes que se casan o conviven durante la adolescencia

Su tendencia a situaciones negativas, es la siguiente:

• 5 veces más propensos a ser pobres en su adultez
• 20 veces más propensos a los desórdenes de conducta
• 14 veces más propensos a violar
• 10 veces más propensos a ser drogadictos
• 20 veces más propensos a la depresión
• 5 veces más propensos a cometer suicidio
• 32 veces más propensos a escapar del hogar

Cuando el efecto no es tan dramático como los descritos, la ausencia del padre biológico tiene consecuencias de diferentes expresiones en el desarrollo y la vida de las personas.

En el hijo sin padre hay una eterna nostalgia por una relación con ese padre que no tuvo. Es como una agenda inconclusa que persigue de diferentes maneras, según haya sido la ausencia paterna. En muchos casos, esto le impide inconscientemente la capacidad de establecer relaciones saludables.

“Siendo un niño aun y en mi adolescencia camine rompiendo reglas y contrariando el sistema, en un intento inconsciente de encontrar una figura paterna o de autoridad que me corrigiera, pero entre mas corrección recibía menos aceptaba esa corrección siendo insuficiente para mí, ya que no era la corrección paterna que mi ser buscaba.”

El concepto de “figura paterna” que la sociedad pretende establecer como solución es un buen intento pero solo se queda en eso un buen intento.

Ya que tomando en cuenta mi testimonio, puedo decirles que en ese caminar de rebelión, y en la espera de esa figura de autoridad que me influenciara a cambiar cometí muchos graves errores.
Esto se debe a que, si, en algunas ocasiones te encuentras a persona que te dicen que lo que haces está mal, que haces daño, que te perjudicas, pero esa corrección aunque acertada carece de amor paternal.

Por la falta de modelaje correcto de un padre responsable, el varón no tiene a quien copiar en sus roles y la hija no tiene modelo para escoger pareja correcta. Ambos van a tender a perpetuar el síndrome de padre ausente y se crea un círculo vicioso generacional. Por eso después de detectar una segunda generación de hijo sin padre en mi vida yo decidí frenar eso y me prometí estar para mis hijos hasta mi último aliento.

La ausencia paterna en el hogar tiene un efecto interminable en las familias y en la sociedad. Su prevención y solución en el presente y para el futuro requiere cambios en los patrones de crianza, la selección de parejas, los estilos de vida y otros factores que han propiciado y permitido el problema. Aunque el manejo del problema debe empezar a nivel individual, el gobierno, la educación, el sistema jurídico y las iglesias podrían hacer aportaciones efectivas para atenuar el problema.

Para superar la ausencia de un padre:

Bien no creo tener la razón absoluta en esto, pero por lo que Dios me permitió experimentar en mi vida, por la ausencia de mi padre, creo firmemente que se debe reestructurar el concepto de “figura paterna”.

Por ejemplo, en mi juventud tuve una gran motocicleta, con la cual hacia mucho desorden en las calles, y cuando un policía de tránsito me detenía y me llamaba fuertemente la atención, yo lo vía como un hombre con autoridad que por su envestidura y haciendo su trabajo me intentaba corregir, pero nada más.

La autoridad religiosa de ese tiempo en mi vida me hablaba e intentaba corregir, pero yo lo sentía como una persona haciendo su trabajo, y que por presión de la comunidad intentaba aplacar un poco de esa ira incontrolable de mi juventud.

Si el oficial de la policía civil me detenía y me sermoneaba, yo lo sentía como un hombre haciendo su trabajo, y que por un compromiso con la sociedad, por propia conveniencia y para su propia paz lo hacía.

Ni en el policía de transito, ni la autoridad religiosa, ni la autoridad civil, ni en ninguna otra sentía una corrección amorosa, un interés puro en mi bienestar, solo podía sentir que corrigiéndome descansarían de un problema.

Debes ser sanado del dolor en tu pasado, que fue causada por tu padre terrenal.

Si miras con detalle y quitas lo que tu ojo ve, esa piel manchada, esa figura esquelética, esa peste que viene de un cuerpo deteriorándose en vida, esa mirada amenazadora, de un drogadicto y en lugar de eso lo miras y reflexionas que en un momento fue un niño, que lo amaron, lo amamantaron y lo besaron con amor, tal vez puedas entender que está sepultado en vida bajo mucho dolor, desprecio, agresión y quien sabe cuántas barbaridades mas.

Por eso en ausencia de un padre bilógico y como respuesta a esa búsqueda de corrección y ese vacío emocional, creo firmemente en que todos aquellos que tienen llamados a ser esa “figura paterna” deben llenarse de ese Espíritu De Adopción, y más que una corrección por conveniencia, más que una corrección por trabajo, más que una corrección por eliminar un problema social. Se debe corregir con amor, se debe poner sentimiento paterno para llegar al corazón, para como nuestro Señor Jesucristo hacer el cambio mediante una profunda reflexión, para lograr confrontar lo que en la carne pretendemos ser, con lo que nuestro espíritu sabe que en realidad somos.

La persona a la cual se está aconsejando debe sentir que se le ama, puesto que un verdadero padre corrige con amor.

La ausencia de un padre amoroso afecta nuestra relación con el Padre Celestial.

Corrigiendo con amor es la manera como abrimos un camino para que Dios llene por completo la falta de padre, para que a traves del Espíritu de Adopción la persona pueda gritar a gran voz ABBA PADRE, y se reconcilien con Dios. Y así sanar la siguiente generación, debemos lograr volver el corazón de los padres hacia los hijos y el de los hijos hacia los padres.

Escrito por Gerardo Cascante

Leave a Reply

Top
Close