Estas aqui
Inicio > Recursos > Ideas para Padres > Padres, hijos y la lucha de poder

Padres, hijos y la lucha de poder

Es un problema común en todas las familias. Estas batallas emocionales surgen a cualquier edad, y por la situación más sencilla o la más difícil. La próxima vez que se vea en una pelea de estas, considere las siguientes tres opciones:

OPCIÓN #1: Mantenga su palabra.
Algunas veces en la lucha por el poder, especialmente si está relacionada con la salud o seguridad de sus hijos, o con los valores familiares, es importante mantener su palabra como padre de familia. Por ejemplo, al insistir a los niños que usen el cinturón de seguridad, aunque protesten. O, si ir a la iglesia es parte de sus valores familiares, llevar siempre a sus hijos, aunque se quejen o hagan una pataleta.

OPCIÓN #2: Negocie, comprométase, ofrezca opciones.
En algunas ocasiones es conveniente permitir que los hijos tomen un poco el control de sus vidas.

OPCIÓN #3: Tranquilícese y ceda.
Hay situaciones en las que los padres tratan de controlar a sus hijos de manera excesiva. Si usted es dominante acerca de lo que come su hijo, tal vez sea mejor tranquilizarse y ceder un poco en la lucha de poder. Ningún padre puede controlar lo que su hijo traga.

Esta última opción puede ser la más difícil, porque el padre siente que ha perdido; pero en ocasiones, cuando el padre cede, los hijos milagrosamente cambian su forma de pensar o su comportamiento.

Tomado de diferentes fuentes públicas en internet

Leave a Reply

Top
Close